viernes, 23 de mayo de 2008

Mis parroquianos cósmicos.

El astrónomo jefe del Vaticano afirmaba recientemente que no hay un conflicto entre la fe en Dios y la posibilidad de que exista vida inteligente en otros planetas, que podría ser más evolucionada que la humana.

Creer en Dios y en los extraterrestres es compatible

Ante esta noticia tengo que hacer las siguientes observaciones:
- Mi existencia es lo que garantiza al ser humano la supremacía de la creación. Las personas creen en mí para auto convencerse de su propia trascendencia. El hecho de que puedan existir otras criaturas que les quite el papel protagonista de la creación sería el fin de mi fe.
- El avance de la astronomía hace que cada vez os veáis obligados a contemplar a vuestro planeta con más modestia en la inmensidad del Universo. Eso también hace que parezca menos descabellado el que pueda existir vida en otros planetas y que parte de esa vida pueda ser inteligente. Ante esto la historia nos ha enseñado que la mejor opción es anticiparse al avance en la ciencia y en la percepción humana del Universo adoptando la estrategia de alejamiento de lo científicamente demostrable.
- La única forma de hacer conciliables los dos puntos anteriores es que, pese a que puedan existir seres extraterrestres inteligentes y más evolucionados que los seres humanos, estos siguen siendo las criaturas elegidas por Mí y a las que mandé a mi único hijo Jesucristo. Todos los extraterrestres, por supuesto, están también obligados a adorarle.
- La historia puede llegar a quedar tan bonita que se parezca a una parábola infantil si decimos que mis parroquianos cósmicos están más evolucionados porque son mejores borregos, siendo el homo sapiens la oveja descarriada del Universo.
- Su progreso es mayor porque tienen más fe. El vivir completamente conforme a mi religión es garantía de desarrollo científico.
- Por supuesto que los extraterrestres están también mucho más evolucionados porque creen en Mí exclusivamente, disfrutan de mi misericordia y no hay el tinglado de religiones del planeta Tierra. Entre ellos no hay musulmanes, budistas, judíos o demás falsas religiones. No puede ser de otra forma porque solo hay una verdad y es la Mía, una verdad de amor.
- La Biblia parcece no mencionar nada al respecto, pero si se reinterpreta convenientemente seguro que se encuentra una alusión inequívoca para ésto, como para cualquier otra cosa.  Es lo bueno de su extensión.
- No conviene confundir a ángeles o demonios con extraterrestres, por muy atractiva que resulte la idea para los muy ocurrentes e imaginativos aficionados a lo paranormal.
- Pese a que pueda existir otro tipo de vida inteligente en el cosmos, otra cosa es que se pasen de turismo por la Tierra. Hay que reconocer que abunda la gente proclive a creerse lo que le echen, tanto encuentros extraterrestres como apariciones de la Virgen. Ese tipo de personas pueden ser los mejores sustratos para cultivar mi fe pero un exceso de credulidad puede hacer que mezclen indiscriminadamente creencias de todo tipo.
- Es de esta manera como la existencia de extraterrestres no cambia nada en mi fe, porque Yo sigo poseyendo la supremacía y el poder absoluto sobre todo lo creado.

Después de estos comentarios seguramente querréis que os revele la verdad sobre el asunto. Lo cierto es que una imagen vale más que mil palabras y os dejo esta que deberéis saber interpretar correctamente para aclarar el asunto:


9 comentarios:

Escribidor dijo...

¡¡Oh, my Lord!!!
Me posterno ante los pies de tu Sagrada Madre Galáctica y sus ojirrojos acólitos portadores (debo decir que no me parecen tan fuertes como sus homólogos españoles, entrenados en mil y una procesiones de Semana Santa, pero debo suponer que quizás sea debido a las especiales condiciones de gravedad imperantes vaya a saber dónde).
Deploro decirlo, pero estás consiguiendo, con tan excelsas iconografías, sembrar dudas en mi ateo espíritu.
Espero con ansias nuevas y estelarmente aggiornadas revelaciones sobre los antiguos dogmas, a la ratzingeriana luz que nos ilumina actualmente.
Genuflexiones mil
Escribidor

Christian dijo...

Ah, que con estos clérigos, inventando nuevas verdades...

JESÚS ZAMORA BONILLA dijo...

¡Coño, Dios! Por fin te encuentro. La verdad es que te había imaginado en una forma más deseable (de Angelina Jolie para arriba)... me decepcionas un poco. Pero, en fin, ya se sabe que los intestignios del señor son inescrutables (salvo por rectoscopia).

En fin, enhorabuena por el blog (aunque no debería: siendo omnipotente no tiene mérito). Te invito a visitar el mío, en el que hay también mucho cachondeíto respecto a tu Persona.

Amén.

Aryekaix dijo...

Dios, una corrección: "El avance de la astrología..."
Querrás decir "astronoMía"...
¡Cómo mola corregir a Dios!
Ui, que peco de soberbia...
Un saludo, buenísimo blog.

El Creador dijo...

Me temo que acostumbro a equivocarme bastante más de lo correspondería a mi condición. En cualquier caso hay que reconocer que eso de ser Dios está un poco sobrevalorado.
Muchas gracias.

KesheR dijo...

Lo cierto es que si consiguiéramos encontrar la más mínima prueba de vida en otros planetas, inteligente o no, sería la primera prueba de la Historia de la no existencia de Dios. Al menos del Dios que se venera en las religiones.

albertus dijo...

Yo creo que son una misma cosa.
¿Recordais Stargate? Pues peor.

leonardomurguia dijo...

Perdoname, dios mio, por no haber leido antes esta entrada. Lo que pasa es que como es de las mas antiguas, pues yo todavia no conocia la verdad de tu verdad, ni la existencia de tu blog.

Ademas, en esos tiempos (2008) andabamos bastante ocupados con la guerrera...

Le pedire prestado a telecansino el latigo para fustigarme un poquito yo tambien...

leonardomurguia dijo...

prometo actualizarme leyendo las entradas antigüas...

Difunde Mi Palabra

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...